Crítica cine: Limitless (2011)

Director: Neil Burger.

Protagonizada por: Bradley Cooper, Robert DeNiro, Abbie Cornish, Johnny Whitworth, Anna Friel.

El género de ciencia ficción da libertad para poder explotar un buen guión. No debería implicar un reto ya que de por sí siempre se trata de temas sobrenaturales y bastante ficticios. No se necesita ese toque de realidad de los que sufren algunas tramas. La idea es llevarlo todo al extremo de lo absurdo y el resultado siempre debería ser un espectáculo visual. Limitless juega mucho en esa línea, y la consecuencia de la “seriedad” no es negativa. Un poco lenta si es.

Eddie es un escritor frustrado. Su vida falla en varios niveles. Está al borde de la depresión económica y su novia le ha dejado. Se ha casado una vez pero como ya es habitual fracasó. Un día se reencuentra con un viejo amigo, quien le saluda con mucha emoción. Al mismo tiempo recuerdan sus tiempos de consumos de droga. El amigo decide ofrecerle una nueva droga que le abrirá la mente. En busca de un perfecto “escape”, Eddie la acepta y la toma. Dicha droga permite que utilice el 100% de su cerebro. Supuestamente solo utilizamos el 20%, lo cual es un verdadero error de entendimiento. Puede que no utilicemos el 100% al mismo tiempo pero si en algún momento acumulamos dicho uso hasta un 100%. Pero Eddie puede con esta droga utilizar el 100% al mismo tiempo. Las capacidades extrasensoriales son geniales y le permiten a nuestro personaje terminar una novela en menos de 2 semanas, ganar millones de dolares en la bolsa de valores, y convertirse en un hombre muy poderoso. Obvio todo tiene sus consecuencias. Las drogas no son eternas y el meterse con el dinero de hombres poderosos te da acceso a ellos y a sus intenciones. Es en este momento en el que Eddie va más profundo de lo que debió. El resto no lo contaré.

Limitless es una producción no ambiciosa de un director que tiene pocos filmes en su cartera. The Illusionist fue un fracaso por lo excelente de su contraparte The Prestige. Del resto Burger no ha hecho mucho y es por culpa de guiones sencillos que no dan fuerza a una estructura que todo filme debe tener. En el caso de la ciencia ficción no es tan esencial y esto le permite a Burger jugar en la fina línea entre el drama, la acción y el suspenso. La premisa es ficticia pero el personaje principal no permite que esto lo opaque. El guión es duro en todos sus aspectos y si hay momentos en los que la película pierde importancia es en aquellos en los que la atención no cae sobre su protagonista.

Es una película entretenida con muchos detalles que la hacen importante en el género. Las escenas de debacle económica son un poco aburridas pero Cooper se encarga de subir el tono de todas las escenas. Tal vez demasiado en algunas (toques vampirescos OJO). Y es por él mismo que la película no pierde la esencia sencilla que siempre debe tener. Los personajes totalmente blandos se caen en la intensidad de sus diálogos no creíbles. DeNiro otra vez desperdicia un personaje unidimensional que no demuestra actividad. Es inexpresivo y se ve ladillado de lo mismo.

Kudos al encargado de efectos visuales y ya verán por qué.

Calificación: **1/2

Un trailer

Comments

  1. Me encanta!!!! 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: