Gran cine: Poltergeist de Tobe Hooper

Dirigida por: Tobe Hooper.

Producida por: Steven Spielberg, Frank Marshall.

Escrita por: Steven Spielberg, Michael Grais, Mark Victor.

Protagonizada por: Craig T. Nelson, JoBeth Williams, Heather O’Rourke, Dominique Dunne, Oliver Robins, Zelda Rubinstein, Beatrice Straight.

Año: 1982.

País: United States.

Duración: 114 minutos.

“Las casas no están embrujadas. Nosotros lo estamos, y sin importar la arquitectura de aquello que no rodea, nuestros fantasmas se quedan con nosotros hasta que nos convertimos en fantasmas”

Dean Koontz.

El año era 1982. Star Wars era una cultura, los domingos familiares eran una tradición, la gente era feliz. Había un aura de magia en el ambiente con respecto al renacimiento y surgir de un núcleo familiar en E.E.U.U. Era la época de las oportunidades. Hasta los escapes nocturnos de los padres con marihuana eran permitidos. Era la época de la felicidad intrínseca en la sociedad hiperconsumista y optimista. No había nada que pudiera acabar con este tren de luz que toda la sociedad pintaba como perfecta y era posible. Precisamente si la oportunidad era perfecta, había que hacer algo al respecto. El cine permite dar tonos de oscuridad a ciertos momentos que los necesitan. Spielberg y su equipo pensaron en cómo borrar la felicidad de las caras de cientos de personas que vivían esta época. ¿Cómo? Diseñando una película perfecta en la que todos estos estándares se borraran por la intromisión de lo sobrenatural. Pero siendo no tan efectivo como utilizar la realidad, Spielberg también pensó en atacar lo más vulnerable de la familia: la niña pequeña, inocente, blanca. Es este tema lo que tanto afectó de Poltergeist. La idea era asustar con un filme sobre casas embrujadas pero el mensaje era también algo más general. Por más rebuscado que suene, es la realidad. Quien no la quiera ver, que no la vea. Es un momento aterrador en la vida de una familia que fácilmente pudo haber sido la tuya en esa época. Quizás es por esto que pegue tanto. Y es demasiado intencional su introducción blanca y esperanzadora. Pero después de esto viene una película misteriosa, entretenida, y optimista, pero traicionera y aterradora al mismo tiempo.

Poltergeist refleja a esta familia estadounidense perfecta. Una casa espectacular, la construcción de una piscina, un trabajo estable y con ingreso suficiente como para mantener a la familia. Una ama de casa joven, bella. Una adolescente hormonal pero decente. Un niño fanático de los comics y Star Wars. Un golden retriever precioso. Y una niña pequeña con una cara digna de estudio por lo hermosa que es. Una inocencia omnipresente. Un padre consentidor y completo. La promesa de un futuro no escrito pero exitoso. Todo hasta que un día Carol Anne (la niña pequeña) es contactada por seres del más allá a través de la T.V. La sospecha no dura mucho y justo la noche siguiente al primer suceso, Carol Anne es secuestrada por estos seres. Está en otra dimensión pero en su casa. Solamente se puede escuchar cuando la T.V. está en estática y si su madre le habla. Investigadores paranormales acuden y ayudan a la familia a sobrellevar y entender el suceso. Eventualmente logran el contacto superior y por supuesto Carol Anne es rescatada de las garras de lo desconocido, maligno e implacable. Pero no todo acaba ahí. El resto solamente se debe observar. Y ciertamente que descubrimos que hay un verdadero villano y es lo que esconde cualquier sueño americano que se pueda tener: todo tiene un movimiento vulgar, corrupto y vergonzoso. Hay una razón por la cual esto les ocurre a los Freeling. Cuando se descubra que es, ya es demasiado tarde y hay venganza.

Es una película muy bien escrita. Con secuencias de alto valor dramático que son resaltadas por las actuaciones de alto calibre de todos los personajes. Pareciera que estamos viendo a una familia sufrir. Esto se logra con química en la pantalla. El guión se encarga de llevar un ritmo lento pero poderoso. Es lo que me gusta de Poltergeist. Insidious emuló esta fórmula y logró un buen puesto en la crítica, pero Poltergeist nunca se siente manipulada por una cultura o la intención un director. Es esencia lo que emana la película en todo momento. Existe una atmósfera familiar nostálgica que solamente se logra cuando Spielberg mete la mano en cualquier asunto. La historia es de él y no debemos dudar de su toque en el guión. Es perfectamente obvio. Muestra de esto es un featurette que abajo pueden ver en donde se ve cuan involucrado estuvo el director.

Importante resaltar que desde el aspecto técnico la película tiene mucho que aportar al cine. Los efectos especiales y de sonido son de los mejores de la época y hasta ahora. El uso de la cámara es totalmente mágico en escenas que todavía nos preguntamos como las filmaron. El uso de planos subjetivos pero totalmente irreales da la sensación de que algo no está bien en nuestra mente (el plano del pasillo lo usaré algún día). La música da la sensación de la inocencia perdida en medio del desconocimiento de las circunstancias. Es importante destacar que una película que utilice bien los recursos pero que no pierda la perspectiva dramática es sumamente difícil de encontrar. Cuando Carol Anne es chupada por el portal escondido en el closet de su cuarto, no admiramos lo bello de la escena sino que sentimos verdadero terror en la piel. Cortesía de este ambiente es la compañía de efectos especiales por excelente: Industrial Light & Magic quienes fueron los encargados de crear el mundo de Poltergeist: desde el constante uso de efectos de iluminacion hasta lograr que Jobeth Williams pueda rodar por las paredes y techo de un cuarto.

Uno de los puntos álgidos de Poltergeist es que siempre se discutió quien fue su realizador (hasta el punto de que se llevó a juicio). Tobe Hooper tiene el crédito pero con frecuencia actores y cualquier otro involucrado indicaba que solamente servía para drogarse y que Spielberg es quien hacía todo. Parece que tiene que ver con que E.T. estaba siendo estrenada en el mismo momento (solamente una semana de diferencia), y por ley no podia sacar dos películas a la vez por lo que se buscó a Hooper para que hiciera de director. Realmente la realidad nunca la sabremos. Sin embargo se nota a leguas que la película está fuertemente influenciada por Spielberg. Todas las acotaciones a una cultura y el fuerte tratamiento cercano a los niños son cosas que siempre tiene presente el director. La leyenda dice que Heather O’Rourke (quien interpreta a Carol Anne) estaba enamorada de Spielberg (tal cual lo que ocurrió con Drew Barrymore en E.T.) y que el mismo nunca la soltaba. El casting de O’Rourke fue una casualidad. Cuando Spielberg la vio, le preguntó si quería aparecer en una película. El resto fue amor a primera vista.

Pero también la leyenda cuenta cosas inusuales. Hay muertes que rodean al filme y es aquí donde empieza el lío de una posible maldición de la película. Es cierto que los esqueletos usados durante la escena de la piscina son de verdad porque comprarlos de plástico era más caro. Pero creo que hay cierta confusión. La maldición vino después con las muertes de los actores y el fracaso de las secuelas. Es algo digno de acotar pero no de considerar negativo. Sin embargo, no deja de ser escalofriante esa ola de muertes. Si bien es cierto que no creo que esas cosas afecten la calidad de un filme, hay cosas que respeto.

Una de las mejores películas de la historia en mi opinión. Hecha con una calidad impresionante y que esconde una leyenda en su haber. Posiblemente la primera campaña viral de la historia del cine. Pero no es esto lo más importante. Lo más importante es que sigue siendo una película completa de horror. Contiene todos los elementos necesarios para pasar un buen susto y los usa en todo momento. No escatima en romper límites en cuanto a uso ingenioso de una trama pero también de un equipo de cine. En tiempos en los que el 3D reina y se usa para asustar, hace falta ver estas obras de arte para darnos cuenta de que el cine es un medio para contar historias y que el mismo no necesita de grandes tecnologías para poder deslumbrar.

Excelente trailer

Featurette

Review de Siskel & Ebert

Comments

  1. Excelente película estoy muy de acuerdo contigo, me encantó

  2. carolinareinaudo says:

    Esta peli es IM-PRE-SIO-NAN-TE!!
    Yo la vi en mi infancia (perdí la cuanta de la cantidad de veces) y todas las veces percibía su fulgor extraño… Como algún halo de cosa verdadera detrás que se me hacía adictivo y me llevaba a verla una y otra vez.
    Hace unos días compré el DVD y la vi después de 27 años… sentí lo mismo que en mi infancia!! Sumado a la alegría y la sorpresa de encontrarme con una producción perfectamente vigente, sin nada que envidiar a las producciones actuales y con una belleza natural que las películas de hoy día NO tienen (los FX especiales las han aplastado hoy en día).
    Desde siempre sentí que Spielberg es un mago, pues puede dotar de ánima a sus obras. Y eso las hace vivientes. Vigentes.
    El ánima no puede crearse ni destruirse, solo se transmite y se pasa de un medio a otro.
    Y eso es algo que sólo los magos pueden hacer.
    Spielberg es uno de esos pocos.

    • Federico Furzan says:

      Es bueno que todavía podamos apreciar estas joyas del cine… por favor ese legado pásalo a quien conozcas

  3. mmiethe says:

    Será transmitida por Cinemax en “especial viernes de clásicos” el 9 de agosto 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: