Crítica cine: Argo (2012)

Un espectacular drama basado en una historia real sobre la estrategia para sacar a diplómaticos de un conflicto en Irán a principios de los 80.

Dirigida por: Ben Affleck.

Protagonizada por: Ben Affleck, John Goodman, Bryan Cranston, Alan Arkin, Victor Garber, Tate Donovan, Clea Duvall, Scott McNairy, Rory Cochrane, Christopher Denham, Kerry Bishé, Kyle Chandler, Chris Messina, Zeljko Ivanek, Titus Welliver.

País: Estados Unidos.

Genero: Drama.

Duración: 120 minutos.

La sátira en el cine ha sido entendida como eso que se usa para burlarse de películas u otras situaciones. Pero realmente pienso que hay un malentendido en cuanto a género se refiere. Hay otras maneras de hacer sátira. El argumento de Argo está basado en un hecho real. Y realmente se perfila como una sátira. El tema es que con Argo las dos cosas son entendidas y digeridas. Cuando se escribe un guión como este, se debe ser cauteloso al no exagerar las cosas, matizar el tono gracioso más de lo permitido, y justo así conservar ese sentido a realidad que toda adaptación debe tener. Argo no sufre de estigmas con géneros. Si me preguntan hoy a qué género pertenece, no sabría responder con una o dos palabras. El logro viene por parte de Ben Affleck, quien dirigiendo (y no solo actuando), construye el filme más importante de su carrera hasta ahora, borra toda leyenda que exista sobre su carrera cuestionable como actor, y nos regala lo que es el mejor filme del año. Mi apuesta por el Oscar en 2013 a mejor película y mejor dirección va para Argo. Un poco arriesgado afirmar esto tan temprano pero no me importa en lo absoluto.

Como ya les indiqué, Argo está basada en un  hecho real. En 1979 hubo un atentado contra la embajada de Estados Unidos en Irán, durante la revolución que atentaba contra el apoyo del ya derrocado Sha de Irán. Dicho atentado arrojó una cifra de seis estadounidenses diplomáticos que tuvieron que esconderse en la casa del embajador de Canadá en Irán, además de más de 80 que estuvieron secuestrados en la embajada y que no lograron escapar. Se temía que si los seis eran revelados, las retaliaciones resultarían en ejecución puesto que ya había muestras de lo mismo. Para sacar a estos seis, se plantea la posibilidad de una operación en encubierto en la que un equipo de la CIA podía hacerse pasar por un equipo de producción de una película de ciencia ficción que estuvieran buscando locaciones exóticas en Irán y así poder sacar a estos seis diplomáticos como parte del mismo equipo de producción cinematográfica. Para esto se crea el proyecto Argo. Con guión y mucho más, se crea la operación en encubierto más absurda de la historia, fruto de la unión entre dos naciones inteligentes: Canadá y Estados Unidos. El resto se los dejo para que lo juzguen.

Una puesta en escena impresionante y una capacidad de impresionar basada en narrativa y no en sentido emocional es lo que más aprecio de Argo. Es un guión sumamente inteligente que no depende de ciertas escenas violentas ni de un solo actor. Es un grupo de recursos que hacen que el filme sea tan valioso. Ben Affleck toma las piezas y las mueve al ritmo que debe hacerlo. Quienes acompañan a Affleck en su silla de director están bajo la sombra de una gran presencia en la silla de dirección. No puedo resaltar a nadie sobre el papel de Affleck porque es sencillamente espectacular lo que el joven director hace. Debo resaltar los roles de John Goodman, Bryan Cranston y Alan Arkin como esenciales. Cada uno de los personajes está tan bien escrito que es difícil alejar la mirada cada vez que arrojan diálogos que contienen líneas como “If I’m gonna make a fake movie, I’m gonna make a fake hit!”.

Interesante es como Argo logra lo que logra sin tener que recurrir a super escenas de guerra con una producción exagerada. En Argo, si mal no recuerdo solo hay 8 o 9 disparos. Esto demuestra que la tensión es generada por el concepto de la sugerencia y la empatía de quienes viven la escena. Mis uñas desaparecieron durante la proyección y aunque supiera el final (es un caso real, revelado mucho tiempo después de los hechos reales para cuidar las situaciones diplomáticas de ambos países involucrados en la operación), es obvio que estaba inmerso en la trama de un filme super original y magníficamente ejecutado.

El por qué de mi seguridad al nominar a este filme como el mejor del 2012 viene porque acostumbro a dar mi voto ciego a esas películas que con poco logran mucho. Por supuesto que el filme no está basado en un hecho real, sino que está inspirado pero es suficiente como para decir que la aceptación viene por ambos lados: la dramatización y la verdad. Esta unión tan, pero tan efectiva es lo que me hace amar a Argo por sobre todos los filmes que he visto este año. Obvio que posiblemente esté equivocado pero es la propia película que amas u odias. Solo depende de tu capacidad de creer.

Una obra maestra del cine actual.

Calificación: ****

Un trailer

Comments

  1. El-Rolo says:

    La voy a ver, porque parece interesante la idea. Pero dudo mucho que ‘aflec’ me sorprenda tanto como ti.

    Tal vez sea algo personal, no lo sé. Pero no tengo mucha fe en las capacidades de este actor.

    • Federico Furzan says:

      Recuerda que lo estoy alabando como director, mas no como actor. Y su pasado como director es brillante (Gone Baby Gone, The Town)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: