Crítica cine: Clerks (1994)

clerks-movie-poster

Un día en la vida de Randal y Dante, dos empleados de tiendas que se encargan de burlarse de clientes, jugar hockey en el techo de la tienda, y discutir sobre el universo de Star Wars, entre otras.

Dirigida por: Kevin Smith.

Protagonizada por: Brian O’Halloran, Jeff Anderson, Marilyn Ghigliotti, Lisa Spoonhauer, Jason Mewes, Kevin Smith, Scott Mosier, Walt Flanagan.

País: Estados Unidos.

Género: Comedia.

Duración: 92 minutos.

Kevin Smith hizo Clerks en 1994. Nadie creía en él. Solamente se sentó a escribir una película sencilla y lo logró. Por menos de 30.000 dólares, el director ahora famoso, filmó una película en la tienda donde trabajaba él mismo y creó un universo (conocido como View Askew) que sería renombrado en casi todas sus películas. Esto sí es permanecer fiel a las raíces del éxito. Pero no es esto lo que quiero resaltar de Clerks. Es una película esencialmente buena, hecha por alguien que no quería ser encasillado. Creo que ni siquiera quería ir a Hollywood. Con el uso de diálogo real, cero improvisación, Smith logra hacer la película que muchos creen que es la mejor película de su carrera. No sé si esto sea así, pero debo admitir que tenía tiempo sin disfrutar tanto una película con tan pocas ambiciones.

La trama de Clerks es tan sencilla que da risa. Una pareja de amigos trabajan en negocios que quedan uno al lado del otro. Uno es un mercado pequeño donde consigues de todo (pero todo lo que compran es cigarrillos). El otro es un sitio donde puedes alquilar cintas de video. La película transcurre en un domingo en el que Dante (el personaje principal) no tenía que trabajar, pero su jefe le insiste que debe ir. Randal también está ahí y cierra la tienda de videos para ir a molestar a Dante. La vida de ambos se basa en conversaciones increíbles sobre Star Wars, porno, parejas y diatribas socialmente insignificantes. En este domingo ocurren varios hechos que parecen ser parte del día a día de ambos. La necrofilia, la venta de cigarrillos a niños, y activistas engañosos son varias de las cosas que puedo decir que hay en Clerks pero como siempre, ustedes mismo deben ver.

Smith escribe una película con un diálogo hermoso que lo habla una generación típicamente aburrida que se rebusca en medio del aburrimiento. Cuando digo que hay cero improvisaciones es porque se nota. Ambos amigos utilizan palabras complejas que no vienen al momento y sin embargo suenan apropiadas por la situación de ambos. El uso de groserías por doquier es algo que amenazó con condenar a la película con censura que pudiera bloquear el acceso a las masas. Pero la lucha de quienes hacen la película, permitió que viéramos Clerks de la forma como cualquier persona debe ver cualquier película: en su versión original.

El filme se siente experimental por la filmación en blanco y negro y la falta de diversidad de locaciones. Uno se puede llegar a preguntar si en realidad Smith pensaba que su película iba a tener éxito y es imposible poder saberlo. A medida que la película se desarrolla, uno va olvidando cualquier posibilidad de coherencia y simplemente va disfrutando la película. Uno disfruta de los personajes de manera natural porque ellos son naturales. Son los típicos empleados de una tienda que no quieren estar ahí, no te quieren atender, son groseros, te venden con rabia y cuestionan lo que quieres comprar. No es real. Pero no nos interesa. Clerks es una comedia que funciona por razones que son inconcebibles en una industria como la de Hollywood, y aunque Smith haya salido de acá a filmar algunos éxitos es una realidad que siempre respetó este inicio. Y no lo hizo por aparentar. Es porque claramente es una película que disfrutó al hacer. No es como muchos directores que consideran sus primeras películas unos fracasos. Creo que como Smith demuestra acá, lo que puede significar un fracaso es lo que uno lleva por dentro.

Traten de ver Clerks, es una película que vale la pena ver si te gusta el universo creado por la mente perversa de Smith. Eso sí, garantizo que cuando vayas a una tienda de este tipo, nunca verás a los empleados de la misma manera.

Calificación: ***1/2

Un trailer

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: