Crítica cine: Bad Blood: A Cautionary Tale (2010)

image-13911-full

Documental sobre la crisis de sangre contaminada utilizada en pacientes con hemofilia a nivel mundial.

Dirigida por: Marilyn Ness.

País: Estados Unidos.

Genero: Documental.

Duración: 83 minutos.

El formato documental del cine sirve como la herramienta perfecta para realizar una denuncia formal sobre una problemática social que no forma parte del conocimiento público. El internet, el streaming, y la apertura comunicacional que el futuro trae permite que todos tengamos acceso a este tipo de películas. Lo curioso de esta situación es que no todos estamos aprovechando la oportunidad para conocer todo lo que podemos conocer. Como introducción a la crítica de esta película, quiero invitarles a todos a que hagan uso de las herramientas actuales para ver este tipo de películas. Aprovechen que existe el acceso a ellas y atrévanse a saber historias reales que son lo suficientemente interesantes para ser reflejadas en un documental. Este toque de realidad es algo que todos necesitamos para poner los pies sobre la tierra y ubicarnos en la circunstancia en la que vivimos. La omisión a esto puede finalmente convertirnos en seres egoístas.

Bad Blood: A Cautionary Tale es un documental que demuestra que no siempre tuvimos acceso a la información actual.  En la película se cuenta una historia que todos debemos conocer porque se trata de un tema de salud, pero de la cual la sociedad ha hecho caso omiso porque no todos sufren del mismo “mal”. Esta actitud cambiará una vez que termine el documental. Lo garantizo. Al menos poco a poco, de espectador en espectador, el cambio será efectivo.

La película resume la crisis generada en los años 70 con la cura milagrosa para la hemofilia. Las transfusiones de sangre y plasma que recibieron los enfermos estaban contaminadas con los virus del SIDA, hepatitis de distintas variaciones y otras enfermedades. Este problema de salud pública se convirtió en algo global cuando la venta de la cura se extendió a otros países e inclusive cuando se generó la alerta por la contaminación, las ventas continuaron. El documental utiliza el testimonio de algunos sobrevivientes para explicar el rol algunas organizaciones (entre ellas gubernamentales) en seguir promoviendo el producto deliberadamente sin tomar en cuenta el riesgo generado por la fuente de donde venía la sangre.

La película causa impacto hoy en día porque la sociedad vive en pánico absoluto por la presencia del SIDA y la hepatitis en la población, y a pesar de esto hemos estado expuestos en todo momento. Aunque no padezcamos de hemofilia diagnosticada somos candidatos perfectos para recibir transfusiones en cualquier caso. Ya no se trata de agujas infectadas. Ahora y siempre, hemos estado en riesgo de recibir una cura que puede condenarnos a morir. Si esto no les hace pensar, no sé que pueda hacerlo. La película nunca se convierte en una afirmación de una sentencia de muerte; simplemente utiliza un hecho histórico para comparar la reacción que cualquiera de nosotros debería tener ante un problema de salud pública. Lamentablemente lo que ocurre es tan impactante que podemos llegar a perder confianza en el sistema en el cual somos atendidos (si es que alguna vez confiamos en el mismo).

Mi padre es médico y trabajó por más de tres décadas en el ámbito de salud pública y precisamente por lo que vio, me pide que desconfíe cada vez que debo ser atendido por médicos actuales. Es una realidad que todo médico es desconfiado cuando un familiar suyo será atendido por otro médico. Pero documentales como este permiten que entendamos un poco el por qué; no todo está en nuestras manos y cuando pensamos que debemos confiar, podemos ser contagiados con algo que nos puede matar.

Calificación: ***

Un trailer

Comments

  1. Es un tema en el que estoy muy interesada. Por cierto, vuestros contenidos son muy interesantes, os felicito por ello.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: