Crítica cine: Enron: The Smartest Guys in the Room (2005)

ENRONm Onesheet2q5

Todos asociamos a Enron con una gran pérdida de dinero, pero no conocemos la verdadera historia. Esto fue lo que pasó.

Dirigida por: Alex Gibney.

País: Estados Unidos.

Género: Documental.

Duración: 109 minutos.

En los últimos años hemos visto una gran cantidad de documentales que retratan los desastres económicos de las últimas dos décadas. Este tipo de muestras nos ayudan a entender bien qué fue lo que ocurrió y cómo nos afecta. Las explicaciones complejas siguen siendo complejas, y el dramatismo casi infernal (con música apocalíptica incluida) ya se convierte en el común denominador de este tipo de documentales. Al ver este tipo de películas (siendo la más famosa Inside Job con su revelador tema), todas parecen hablar de lo mismo y con todas, el comentario final parece ser el mismo. Es obvio que nosotros siempre tendremos la misma reacción. No estamos cansados de esas propuestas. Simplemente pareciera que todas retratan lo mismo y todas terminan en lo mismo. Si se desea llegar a audiencias, la forma debe variar.

Entonces ¿para qué seguir haciendo películas sobre lo mismo? ¿Para qué seguir criticando a las grandes y malignas corporaciones por medio de documentales? ¿Cuál es el propósito de seguir haciendo estas películas? Enron: The Smartest Guys in the Room es la respuesta a estas preguntas. Realizada en el año 2005, sirve como el ejemplo perfecto de la muestra contemporánea que puede aplicarse para cualquier caso que tenga relación a la gran debacle económica que manchó al sueño americano.

El documental se enfoca en Enron, aquella compañía que representó el fraude económico más importante de la historia moderna. Desde que la misma inició con el proyecto de Kenneth Lay, pasando por la inyección “creativa” de  Jeffrey Skilling, hasta la súbita caída de la compañía. Se hace especial énfasis en el carácter de ambos personajes y como ambos pudieron lograr tanto en tan poco tiempo sin que la gente se diera cuenta del daño que estaban causando. No hay necesidad de explicar el legado de Enron y su bancarrota del 2001. El documental simplemente presta atención a cómo la corporación engañó mientras robaba todo el dinero posible.

Hasta ahora se pueden estar preguntando que tiene la película de diferente de las otras parecidas o de interesante considerando que han pasado casi diez años desde que se estrenó. Y es que Alex Gibney no realiza una crónica periodística. Se coloca del lado afectado en lo social y realiza la crítica necesaria para poder digerir el problema. El resultado es una película que te permite retroceder en el tiempo y todavía vivir el desastre de Enron en la economía moderna. Con la película se genera un sentimiento de desconfianza hacia la corporación, el poder y la influencia escondida en toda empresa que nace de forma repentina y se hace exitosa de la noche a la mañana. Es curioso que la película nunca se dé el lujo de ser un motor de burla hacia Lay y Skilling que fácilmente podrían ser retratados como personas malignas. Solo los reporta como dos factores claves para la caída y como dos personajes definitivamente peculiares. Se respeta el género documental en un momento difícil para mantener la cordura y no descargar contra los culpables.

Ver Enron: The Smartest Guys in the Room es necesario en un día como hoy. La misma permite conectar lo actual con un pasado no tan lejano e importante para todos los que alguna vez deseamos trabajar en una gran empresa y nos sentimos identificados con un sello, con un lema y con el poder, veamos que no todo lo que brilla es oro.

Calificación: ****

Un trailer

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: