Crítica cine: Homefront (2013)

Homefront_Poster

Un policía retirado se muda a un pueblo en donde nadie le conoce y en medio de una disputa se gana enemigos de los cuales le costará librarse.

Dirigida por: Gary Fleder.

Protagonizada por: Jason Statham, James Franco, Winona Ryder, Kate Bosworth, Chuck Zito, Frank Grillo, Rachelle Lefevre, Clancy Brown, Christa Campbell, Stuart Greer, Omar Benson Miller, Izabela Vidovic, Pruitt Taylor Vince.

País: Estados Unidos.

Género: Acción, thriller.

Duración: 100 minutos.

Cuando un guionista decide escribir una película de acción se enfrenta a dos posibilidades: la primera es crear un filme de acción que todos los fanáticos quieren ver; las balas que vuelan por todos lados, los cartuchos interminables y los héroes que nadie puede lastimar. La otra posibilidad es una que pocos toman y no es una casualidad. Es tan difícil hacer una película de acción diferente y que la misma importe, que supongo que muchos toman el camino fácil. Es por esto que siempre vemos lo mismo en las salas de cine. Esa primera posibilidad es la que reina en los términos de la industria porque se traduce en dinero fácil. La segunda posibilidad es algo que me encanta poder ver. Es una lástima que sean tan escasos los intentos.

No suelo ver trailers. Por eso quienes me acompañan al cine pueden ver que en ocasiones me tapo los ojos durante los mismos. Con Homefront no pude lograrlo y la verdad es que poco me importaba porque supuse que el trailer era de una película que no me iba a llamar la atención. Sin embargo, desde que vi ese buen avance (mejor dicho excelente), supe que quería ver Homefront. ¿La razón? Sabía que era una película diferente de acción.

La película empieza con un cliché lo cual no me molesta. Un policía se retira luego de que una misión en la que está encubierto no sale bien. Se muda lejos a un pueblo en el que nadie le conoce. Junto a su hija pequeña decide reconstruir su vida y al parecer le va bien. Pero el haber educado a su hija sin una madre, hace que ella no sea muy típica en comportamiento y un día se mete en problemas con un compañero en la escuela y los padres de ambos chicos se reúnen. Cuando la reunión no genera ninguna solución, la madre del chico ataca a nuestro ex policía y decide hacerle la vida imposible. Los fantasmas del pasado reaparecen y el padre deberá proteger por sobre todas las cosas la nueva vida que eligió junto a su hija, convirtiéndose en ese hombre que una vez dejó de ser.

Lo que más resalta de Homefront es su historia poco llena de altibajos. Es un relato bastante simplista que termina exactamente en lo que debe terminar: la victoria oscura de un anti héroe. No es una película que implica mucho en temas de drama, y sin embargo es su característica más peculiar. Exceptuando su tercer acto, Homefront se siente como una película dramática que se aleja de la fórmula de acción .Gran mérito recibe el conjunto de actores que la película contiene: desde un Jason Statham maduro y expresivo hasta una Kate Bosworth que cada día me impresiona más con su capacidad de ser un camaleón. Sylvester Stallone escribe la película y se encarga de imprimir el talento que lo caracteriza a la hora de guiones atípicos de acción.

Homefront está recomendada por una persona que no suele disfrutar de las películas de acción. Creo que a veces es suficiente con esto. Y si no, vean el trailer. Les aseguro que será la próxima película en sus listas.

Calificación: ***

Un trailer

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: