Anuncios

Crítica cine: Serenity (2019)

Un pescador en una isla remota recibe una propuesta extraña de su ex esposa y empieza a revelar una extraña verdad.

Dirigida por: Steven Knight.

Protagonizada por: Matthew McConaughey, Anne Hathaway, Diane Lane, Jason Clarke, Djimon Hounsou, Jeremy Strong.

País: Estados Unidos

Género: Thriller.

Duración: 106 minutos.

Generalmente no tengo problema con las películas que revelan secretos de forma anticipada y “queman” recursos que quizás realzarían un tercer acto más allá de un resultado mediocre integral. Creo que sí, hay películas que pueden salvarse y otras que no. Al mismo tiempo, creo que cada historia debe ser evaluada y nunca debemos criticar a quienes tienen una idea y la explotan. Es precisamente el valor que un escritor tiene a la hora de hacer una película. Cuando un director dirige, debe tener algo en papel previamente. Esa simbiosis entre ambos es magia cuando resulta ser algo bueno. Y cuando no hay una buena relación, el resultado es clarísimo. No hay escapatoria a la hora de saber que una película tiene un “pasado” desordenado.

Pero cuando se trata de películas como Serenity hay una clave carencia de comunicación entre el equipo que hace la película y esto es tan notorio que duele. Esa falta de lenguaje común lastima a la película que solo se puede salvar al valorar el original planteamiento con el que cuenta. Una buena idea que no se ejecuta bien es algo que se puede perdonar. Pero lamentablemente quien hace Serenity tiene una concepción errada de su espectador y eso es un pecado en la industria. Somos seres pensantes y razonamos. Si ves la película y no adivinas lo que está ocurriendo en su primera media hora, entonces no estás viendo bien.

Un pescador vive en una isla y su vida gira en torno a atrapar a un pez codiciado, servir de gigolo y emborracharse cada vez que puede. Su amargura le caracteriza, y no tiene amigos. Su familia vive lejos de él. Pero cuando su ex esposa aparece y le propone un plan atractivo, este hombre empieza a gustar del escape fácil. Mucho dinero, y salvar a su hijo de las garras de un violento padrastro, le motivarán a analizar la posibilidad de seguir el plan. Pero en esta isla, hay algo que no está bien. Y ese algo esconde un extraordinario secreto para este hombre y todo el que le rodea.

Debo aclarar que no creo que Serenity sea una mala película. El problema está en posibilidad clara de haber sido una mejor si tan solo sus elementos primordiales se hubiesen usado mejor, con mucha más inteligencia. En sus primeros 30 minutos, hay algo que no está bien en la trama y la película tira un par de planos que revelan lo que al final pretende ser un grandioso twist y termina siendo adivinado por muchos. Sus actores parecen estar incómodos en una película realizada con tan poca astucia. La revelación principal ocurre pronto, y nuestro personaje principal realiza una serie de movimientos absurdos. Todo esto para satisfacer una necesidad extraña de cumplir objetivos. Cuando alguien debería reaccionar de forma natural, y preguntarse cosas, e ir por el camino más habitual de lo normal, prefiere limitarse a seguir el camino que se le ha fijado. Todavía no descifro si esto es hecho a propósito o si simplemente la película debe seguir un patrón típico de esa temática que no pienso decirles y que conforma el giro de Serenity.

Pero insisto. Pudo haber sido una grata experiencia y pudo haber terminado mucho mejor. Serenity deja un sabor extraño a cine de segunda, producción desastrosa y decisiones erradas de los ejecutivos que la promueven.

Calificación: **

Un trailer

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: