Anuncios

Especiales: “Choose Life”. De Trainspotting (1996) a T2: Trainspotting (2017)

Retrospectiva del mundo Trainspotting y su efecto consecuente.

Director: Danny Boyle.

Guión: John Hodge. Basados en las novelas de Irvine Welsh “Trainspotting” y “Porno”

Reparto: Ewan McGregor, Ewen Bremmer, Jonny Lee Miller, Kevin McKidd, Robert Carlyle, Kelly Macdonald, Shirley Henderson, Ajela Nedyalkova (2017).

Las historias de adicciones suelen retratan la decadencia tanto humana como personal de ese estilo de vida, vemos el camino a lo largo de ese abismo que solo conduce hasta el fondo, donde algunos logran volver a la superficie donde el sol brilla y la vida es buena, mientras que otros se pierden en la oscuridad para siempre. Trainspotting retrata este estilo de vida a plena luz del día, como solo una parte de ese aspecto que la sociedad mantiene marginada y las dinámicas propias de ese submundo.

Para introducirnos en este mundo de adicciones, no solo adicción a las drogas si no también a los malos hábitos y malas acciones, repasamos todos los componentes de una vida convencional finalizando con la icónica frase “choose life”, en síntesis, de un lado tenemos la opción de la vida, y del otro lado todo lo que conocemos como “malo” de lo que debemos mantenernos alejados para poder llevar a cabo esa vida, y nuestros protagonistas eligen esa “otra cosa”, no hay grises, por lo que al no elegir la vida están eligiendo ese ambiente que aparenta no ser parte de la sociedad, “si la “sociedad” existía, yo no tenia nada que ver con ella” como dice el mismo Renton (Ewan McGregor). Para retratar este submundo decadente tenemos una casa donde se satisfacen las adicciones lejos de los prejuicios del mundo exterior, en el medio un pequeño símbolo de la vida atrapado en esa atmósfera moribunda, que incluso podemos identificar como el ultimo lazo de nuestros protagonistas con la vida.

Cuando conocemos lo que es tocar fondo, entendemos que la parte mas difícil es la transición de un mundo al otro, y encontrar satisfacción en aquellos componentes que conforman esta nueva vida, pero para eso, hay que tener el valor de cortar de raíz todo lo que nos une a la anterior.

Ambas películas tienen su propia arma de impacto. La primera se aferra a las situaciones desagradables para quienes prefieren no saber que pasa en esa parte de la sociedad que tanto se esfuerzan por marginar, con el fin de que no ensucien su lado de la linea.

En T2: Trainspotting, 20 años después, nos alejamos del aspecto social para explorar una historia mas personal, donde realmente nos damos cuenta de el peso que tuvieron esas decisiones que tanto tiempo atrás creíamos sin importancia, y las consecuencias de estas con las que nunca lidiamos. Al volver, descubrimos amargamente que quienes dejamos atrás nunca abandonaron el camino que nosotros si y a donde los llevó, como si la vida hubiera quedado en pausa y nuestro retorno finalmente impulse a algunos a dar un paso adelante, mientras que para otros ya es muy tarde. En este punto debemos decidir si volver al mismo camino o continuar con el nuestro.

El punto fuerte es la nostalgia por las pequeñas aventuras pasadas, la angustia de mirar atrás y desear haber hecho las cosas distintas, anhelar lo que siempre deseaste mientras te conformas con lo que podes tener, recordar a quienes se fueron, reconocer la culpa de los errores que tratamos de olvidar pero siempre estuvieron esperándonos, y por sobre todo pensar en si realmente somos lo que esperábamos de nosotros mismos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: