Crítica cine: A Hard Day (2014)

Un detective atropella a un hombre y decide esconder el cuerpo. Pero alguien lo ha visto y quiere revelar su secreto.

Dirigida por: Kim Seong-hun.

Protagonizada por: Lee Seon-gyun, Cho Jin-woong, Jeong Man-shik, Shin Jung-geun, Shin Dong-mi, Baek Jong-hwan, Kim Hae-gon, Nam Kyeong-eup, Lee Ji-hoon, Song Young-gyu, Kim Kang-hyun, Kim Seung-hoon, Kim Kyung-beom, Bae Yoo-ram, Jang In-sub, Byun Jung-hye, Jung Woo-hyuk, Lee Jang-yoo, Yoo Soon-woong, Jo Ha-seok, Lee Jae-won, Heo Jung-eun, Joo Seok-tae.

País: Corea del Sur.

Género: Acción, thriller.

Duración: 111 minutos.

Es lamentable cómo estamos tan condicionados para quedarnos dentro de la máquina de Hollywood. Disfruto del cine comercial, tanto como el cine “de autor”. Pero inclusive esos dos “estilos” están delimitados por la industria que reina en California y en Estados Unidos. El hecho de que sea una costumbre no significa que a veces no podamos salir de esas cuatro paredes con fórmulas, épocas y subgéneros. Les invito a hacerlo, y estoy completamente abierto a escuchar sugerencias de todos los que me leen sobre propuestas “raras”.

En Corea del Sur el cine es una industria gigante. Sí, desde el triunfo de Parasite a nivel mundial, se abrió la ventana a lo que es una industria con muchos, muchos logros. Pero todavía nos falta. Y Netflix (al menos en Latinoamérica) tiene mucho contenido disponible de ese país, de todos los géneros posibles. A Hard Day es una joya metida en el montón. Un extraño evento en el cine de ese país, puesto que se mantuvo segunda por mucho tiempo detrás de dos bombas hollywoodenses. Y cuando esto ocurre, esa película hay que verla.

A Hard Day no pierde el tiempo. Es una película cuyo primer acto es prácticamente inexistente. En él, un detective sufre la pérdida de su madre y la noche del funeral, su equipo es acusado por Asuntos Internos de corrupción. A toda velocidad va a su oficina y en el camino atropella a un hombre de forma accidental. Decide deshacerse del cuerpo en una de las secuencias mejor editadas de la industria, y se libera de toda culpa. Pero no todo es perfecto para este hombre. Alguien lo llama y lo acusa del crimen, las pruebas no las puede borrar, y todo apunta a que el fin de su vida como un hombre inocente es inminente. Pero A Hard Day devela un lindo giro en los eventos. Uno que es retratado de tal manera que Hollywood pudiera sentir envidia.

El thriller solo funciona con un guión bien armado y muy bien ejecutado por un director que conoce el ritmo de la película que quiere hacer. En A Hard Day los recursos trabajan para generar tensión acompañada por un humor negro efectivo y bien ubicado. Es también una película de acción bien filmada por alguien que conoce bien el género, como administrar a sus personajes y nunca plasmarlos de forma inviable. En A Hard Day el héroe es un idiota, pero es imposible dejar de serlo en el medio de tanta desesperación.

Esta es una de esas películas difíciles de soltar, que no puedes dejar de ver tan solo por un segundo, cuya duración ni se nota. Les aseguro que la poca dependencia de estrellas de cine sale bien. Basta de las caras bonitas. Esto es cine de acción bien hecho, por un país cuyo cine vale la pena ver, y con un nivel de calidad tan admirable que parece mentira que todavía Hollywood no haya pensado en un remake. Pero no demos ideas. Esto no puede hacerse de mejor manera.

Gracias al hombre más inteligente que he conocido, mi padre, por tan grandiosa recomendación.

Calificación: ***1/2

Un trailer

Leave a Reply