Crítica cine: Greyhound (2020)

Durante la Batalla del Atlántico, un capitán inicia su carrera naval en una misión sumamente peligrosa para escoltar a un convoy.

Dirigida por: Aaron Schneider.

Protagonizada por: Tom Hanks, Elisabeth Shue, Stephen Graham, Rob Morgan, Manuel García-Rulfo, Lee Norris, Karl Glusman, Tom Brittney, Alex Kramer, Jimi Stanton, Joseph Poliquin, Bill Martin Williams, Matthew Zuk, Devin Druid, Grayson Russell, Dave Randolph-Mayhem Davis, Michael Benz, David Maldonado, Adam Aalderks, Casey Bond, Jesse Gallegos, Parker Wierling, Maximilian Osinski, Craig Tate, Ian James Corlett, Stephan Goldbach, Jake Ventimiglia, John Frederick, Travis Quentin Young, Michael Carollo.

País: Estados Unidos.

Género: Bélica.

Duración: 91 minutos.

A pesar de que estamos seguros de que hay muchas historias por contar sobre las distintas guerras que hemos vivido, tanto de sociedades modernas como de siglos pasados, creo que hay una sensación general de que ya vimos lo que necesitaba verse. Ya lo épico tuvo sus varias versiones, ya muchos cuentos se contaron varias veces, y ya se pueden construir listas con lo mejor y pero del cine bélico. Y sin embargo, aparece Greyhound, el aporte de Apple+ por entrar en un terreno difícil, de pocas películas, y de un género que no siempre sale bien.

Pero para esto existe el cine actual. Para llevarnos a situaciones que es imposible que hayamos vivido. Si vienen con la necesidad de cuestionar lo que ocurre en la película y compararlo con un hecho real, esta no es la discusión para ustedes. Acá estamos tratando con una colección de testimonios que juntos forman un guion de 90 minutos que sirve para ubicarnos en cierto momento en el tiempo y superar algunos obstáculos. No mucho más.

Protagonizada por un veterano Tom Hanks, y por un ensamble decente de actores, Greyhound nos cuenta la historia de un viaje único, inolvidable. El capitán Krause lidera un barco que es parte de un grupo escolta que está básicamente defendiendo a un convoy, que lleva mercancía a los aliados durante el inicio de la Segunda Guerra Mundial. La Batalla del Atlántico se caracterizó por ser esa etapa en la que los submarinos mostraban su eficiencia. Y acá Krause debe luchar para poder superar el paso por una zona infestada de amenazas y en la que no se podía tener ayuda de una fuerza aérea. El mar, el clima inclemente, y el desconocimiento. Es la primera misión del capitán, y debe enfrentarse a todo para que al final haya éxito.

Varias cosas se destacan de Greyhound en su versión final. La capacidad de contar una buena historia en 90 minutos, cuando es rarísimo que una película de este género no tenga una duración excesiva. Esto funciona por un guion (también escrito por Hanks) que no resuelve demasiado los orígenes ni el futuro. La misión es lo primordial. Adicionalmente es una película muy bien editada considerando que en su mayoría se trata de un escenario digital. Sus efectos especiales, y el manejo de los espacios, son admirables. En conjunto con una interpretación del siempre efectivo actor, nos topamos con un momento integral de tensión que no deja descansar a nadie. Esta es una película “white knuckle”.

Quizás no haya demasiado innovación sobre la historia a contar. No es una película que relance de alguna manera la presencia de un elemento real y bélico. Pero siempre que se haga bien, estamos dispuestos a pasar unos pocos minutos en una cabina claustrofóbica con algunos hombres valientes que se atrevieron a dar la vida en un conflicto que ni siquiera ellos entendían. Y Greyhound logra esto de forma natural, eficiente, y muy importante, es un paso rápido y no invasivo por una película que definitivamente podría ser del estilo típico. Menos mal que no lo fue.

Calificación: ***1/2

Un trailer

Leave a Reply