Crítica cine: Little Fockers (2010)

Little Fockers: en la que los protagonistas al parecer son los chicos y el eterno conflicto de Jack y Greg. Dicha confusión la convierte en una secuela innecesaria que no tiene razón de ser.

Dirigida por: Paul Weitz

Protagonizada por: Ben Stiller, Robert DeNiro, Blythe Danner, Owen Wilson, Teri Polo, Dustin Hoffman, Barbra Streisand y Jessica Alba

País: Estados Unidos.

Género: Comedia

Duración: 98 minutos.

Recuerdo muy claramente cuando vi Meet the parents. La primera película de la infame saga de los Fockers. Creo que nunca me había reido tanto en una película y ver la cara de Jack (DeNiro) cuando Greg (Stiller) demostraba como ordeñaba a un animal era un verdadero poema. Fue un clásico instantáneamente.

Luego vino Meet the Fockers. Una secuela necesaria desde que se prometió a quienes conoceríamos. Ciertamente se sintió un bache en el camino porque fue una película necesaria pero no fue la mejor. De pronto ver a DeNiro con un seno falso no era tan gracioso.

Y ayer pues vi Little Fockers. Innecesaria y tan llena de clichés que la hacen la más pobre de todas. No se puede negar, si ya ni siquiera el dúo dinámico de Stiller y DeNiro da risa.

Lamentablemente desde los trailers, se percibía el fracaso en taquilla y en críticas de una película que debería haberse salvado por la simple premisa que le da su título. Se supone que  los pequeños Fockers serían la estrella de la película o al menos la razón para que los mismos de siempre pelearan. Pero no. Al abuelo Jack pareciera que los niños no le importan, y Stiller se ve cansado como para regañar a sus hijos. Cada uno de los actores parece estar fastidiado de la fórmula y otorga lo que quiere mas no lo que puede. Los únicos que muestran un lado interesado son Hoffman como el papa Focker y Wilson como Kevin, el personaje más odiado pero más celebrado de la saga.

La película resume una crisis de edad de Jack Byrnes y su necesidad de seguir el legado Byrnes haciendo la transferencia al lado Focker porque el Dr. Bob (su primer y favorito yerno) ha resultado ser un patán. En este camino, hay amenaza de divorcios, adulterio y poca implicación de los niños.

No me malinterpreten. Me reí y bastante pero es que honestamente quería que me gustara la película. Fue algo forzado e hipócrita. Pero es la verdad.

Desde un principio la película es arruinada por un personaje absolutamente repugnante interpretado por Jessica Alba, a quien podría darle un premio a la peor actriz de los últimos 10 años. Pero bueno, quitarle ese puesto a Sandra Bullock es díficil (Fuck The Blind Side). Innecesaria y exagerada, Alba se destaca como una verdadera piedra en el zapato cuando podía fácilmente ser una clave en la película.

Una gran falla de Hollywood, y muestra clara de que DeNiro debería reunirse con Scorsese y que Stiller debería olvidarse de ser Focker otra vez. Kudos a Wilson y Hoffman por aparecer tan poco en pantalla y por darnos las verdaderas risas de la película.

Al director y a Jessica Alba les digo Fock you!!

Calificación: **

El trailer

Leave a Reply